Praga es conocida como la ciudad de las 100 torres y una de las ciudades europeas más especiales que he visitado hasta el momento. Su casco histórico es Patrimonio de la Humanidad, con la Plaza de la Ciudad Vieja como protagonista, y es perfecto para recorrerlo a pie. De todos modos, la ciudad cuenta con un tranvía que permite acceder a todos los atractivos principales de la ciudad. Aquí os cuento cuales son los 10 lugares que ver en Praga.

La moneda oficial de la República Checa es la Corona Checa. Para que os hagáis una idea, un euro equivale a 26 coronas checas aproximadamente. La ciudad no me pareció excesivamente cara, como puede ser el caso de otras ciudades europeas. En mi opinión, si no vais a restaurantes en los lugares más turísticos o buscáis un alojamiento súper céntrico y de categoría alta, el viaje no tiene porqué salir demasiado caro.

10 lugares que ver en praga

Nosotros nos alojamos en una calle cercana a la conocida como Casa Danzante. Era un apartamento que encontramos por Booking y tenía tres dormitorios, baño y cocina. No estaba precisamente céntrico, pero la ciudad es prácticamente plana así que no era un problema ir caminando hasta el casco histórico, de paso admirábamos los edificios de la ciudad por el camino.

Ahora voy a hablaros de los 10 lugares qué ver en Praga.  Se puede visitar lo más imprescindible de la ciudad en 2 o 3 días. Nosotros estuvimos tres y tuvimos tiempo suficiente para visitar todos los lugares más importantes de la ciudad. Recomiendo echar un vistazo a los Free Tours en español disponibles en https://www.kangaroowalktours.com/ pues todos los lugares que a continuación os menciono son objeto de visita.

1. Plaza de la Ciudad Vieja

plaza ciudad vieja

También conocida como la Plaza del Viejo Ayuntamiento, ha sido desde la Edad Media el centro de reunión de la ciudad. La verdad es que, junto a la Grand Place en Bruselas, creo que es la plaza más bonita de Europa que he visto hasta el momento.

Es el lugar más típico de la ciudad por lo que suele estar bastante transitado por turistas y es común que aquí tengan lugar espectáculos artísticos de todo tipo. De hecho cada vez que pasábamos por la plaza había algún entretenimiento diferente.

plaza ciudad vieja

En esta plaza también se encuentran bastantes puestos de comida en los que os recomiendo probar lo que se conoce como trdelnik. Se trata del postre típico de Praga y consiste en una especie de rollo de masa dulce que se asa lentamente en una barra que va girando. Costaban entre 2 y 3€ y estaban deliciosos. ¡Recomiendo probarlos!

Además, está repleta de edificios interesantes que bajo ningún concepto os podéis perder como la Iglesia de Nuestra Señora de Tyn, la Iglesia de San Nicolás y el Ayuntamiento. Además todas las callejuelas que salen de esta plaza son muy interesantes, os recomiendo perderos por ellas e investigar más lugares de la ciudad.

2. Torre del Reloj

torre ayuntamiento

Este edificio utilizado como ayuntamiento hasta finales del siglo XVIII destaca principalmente por su torre de 60 metros de altura. Una de las mejores experiencias que recuerdo en esta ciudad fue cuando subimos hasta lo alto de esta torre y admiramos el centro de la ciudad y, en especial, toda la preciosa plaza.

Además, en esta torre se encuentra el impresionante Reloj Astronómico del siglo XV. Es famoso por el espectáculo que ofrece en las horas punta, cuando las figuras de los doce apóstoles salen en la parte superior junto con otras cuatro figuras: el Turco, la Avaricia, la Vanidad y la Muerte. La plaza se suele llenar de gente que espera en frente del reloj antes de las en punto para presenciarlo.

En la parte inferior, se representa el calendario astronómico. Nosotros tuvimos la mala suerte de visitar la ciudad justo durante la época en la que el reloj se encontraba en plena restauración, así que apenas pudimos disfrutar de su belleza.

3. Iglesia de Nuestra Señora de Tyn

iglesia praga
iglesia nuestra señora tyn

Este precioso templo también se encuentra en la plaza de la Ciudad Vieja y destaca por sus dos grandes torres. Se construyó en el siglo XI y es la protagonista de la mayoría de fotografías que se hacen en esta plaza.

Os recomiendo subir hasta la azotea del Hotel U Prince, en la que se puede tomar algo mientras se disfruta de unas vistas inmejorables a esta iglesia y a la plaza. Como ya os imaginaréis, los precios son algo altos, pero tampoco me parecieron excesivos teniendo en cuenta la privilegiada ubicación.

El Fashion Club ubicado en la Plaza de la Republica (Namesti Republiky) también es un buen lugar con precios razonables y buenas vistas a la iglesia, además no es tan conocido entre los turistas.

4. Torre de la Pólvora

torre pólvora

Esta torre es uno de los edificios más antiguos de Praga y constituye una de las históricas puertas que daban entrada a la ciudad, formando parte en el pasado de la muralla que la rodeaba. Se construyó en el siglo XV y es la única de las 13 torres que se conserva de la antigua fortificación que protegía la Ciudad Vieja.

Este es sin duda otros de los 10 lugares que ver en Praga y en el pasado se utilizó también como almacén de pólvora, de ahí deriva su nombre. Es posible subir hasta lo alto de la torre pagando una entrada de €.

5. Puente de Carlos

puente carlos

Este puente medieval del siglo XIV es uno de los lugares más conocidos de la ciudad. Cruza el río Moldava con sus más de 500 metros y conecta el castillo de Praga con la Ciudad Vieja.

Es un lugar muy transitado de la ciudad y totalmente peatonal donde es muy común ver a artistas callejeros pintando cuadros, tocando música, etc. La verdad es que a mí siempre me han gustado este tipo de lugares, creo que le añaden un cierto encanto a la ciudad.

A lo largo de este puente se pueden observar 30 estatuas en total, quince a cada lado. Ninguna de estas estatuas son las originales, ya que estas se encuentran en el Museo Nacional de la ciudad.

puente de carlos

Luego recomiendo seguir paseando a lo largo del río y cruzar el siguiente puente para llegar a este lugar repleto de patos y cisnes. Los turistas siempre se juntan aquí para darles de comer migas de pan. Se notaba que estaban totalmente acostumbrados a la presencia de gente por allí pues se acercaban a nosotros sin ningún reparo. A mí me encantó este rincón de la ciudad y es un sitio perfecto desde el que observar el Puente de Carlos.

6. Castillo de Praga

castillo praga

Otro de los 10 lugares que ver en Praga es este castillo medieval construido en el siglo IX. Figura en la Lista de Patrimonio de la Humanidad y es actualmente el lugar en el que reside el presidente de la República Checa.

Se suele decir que la historia de Praga tuvo sus inicios aquí, con la construcción de este castillo, de modo que no solo destaca su importancia arquitectónica sino también su importancia social en la ciudad. No os perdáis las vistas que ofrece de la ciudad.

Lo cierto es que más que un castillo se trata de una de las ciudadelas más grandes del mundo, compuesta por un conjunto arquitectónico lleno de palacios y edificios espectaculares. Es un placer pasear por las encantadoras callejuelas que conectan todos estos edificios pues parece que en cada esquina hay un lugar interesante que visitar.

Algunos de los lugares más destacados de esta pequeña ciudad son: el Palacio Real, la Basílica de San Jorge y la Torre Daliborka. Pero sin duda los más visitados son la Catedral de San Vito y el Callejón de Oro. Para poder visitar el recinto hay que pagar €.

Callejón del Oro

Esta pequeña calle repleta de casas de colores es uno de los rincones con más encanto del recinto del castillo. En cada uno de estas casas hay diferentes tiendas artesanales a las que se puede entrar a comprar suvenires de todo tipo. En una de ellas vivió Franz Kafka en su momento.

Catedral de San Vito

catedral san vito

Esta catedral de estilo gótico se encuentra dentro del Castillo de Praga y es la más importante de la ciudad. De su exterior destacan sus impresionantes y enormes vidrieras mientras que en su interior alberga la tumba de Wenceslao IV y las Joyas de la Corona. También se puede subir a lo alto de sus torres para observar toda la ciudad.

7. Muro de John Lennon

muro john lennon

Este impresionante muro también es otro de los 10 lugares que ver en Praga. Se encuentra concretamente en Mala Strana, un barrio con casas y edificios barrocos y monumentos como la Iglesia de San Nicolás de la que os hablaré después.

Pero sin duda lo que más turistas atrae de esta zona es este muro conocido como el Muro de John Lennon, situado en un rincón de este barrio bohemio. Se trata de una gran pared llena de grafitis y letras de las canciones de Los Beatles.

Todo comenzó a pintarse precisamente tras el asesinato del famoso cantante, cuando se pintó primeramente su retrato en el muro. En la actualidad representa todo un símbolo de la libertad de expresión.

Cuando nosotros pasamos por allí, justamente había un cantante tocando canciones de los Beatles. A mí que me gusta mucho el grupo, me encantó el ambiente de este lugar.

8. Iglesia de San Nicolás

iglesia san nicolás

Esta iglesia construida en el siglo XVIII situada también en el barrio de Mala Strana, es considerada la obra maestra del barroco en Praga. Destaca su enorme cúpula y también su torre de 65 metros de altura que permite ver desde lo alto todo el barrio de Mala Strana. En el camino hacia la cima de esta torre se pueden visitar varias salas que permiten conocer la historia de las campanas y sus funciones.

9. Casa Danzante de Praga

casa danzante

Este edificio de arte contemporáneo representa una de las obras arquitectónicas más populares de Europa. Se construyó en el año 1996 y se ha convertido en un lugar muy visitado. Solamente es posible observarlo desde el exterior, ya que su interior está ocupado simplemente por oficinas.

Llama la atención especialmente el contraste que se produce entre este edificio y la arquitectura del resto de edificios que lo rodean. El apartamento en el que nosotros nos alojamos estaba muy cerca de este lugar, por lo tanto pasábamos por él prácticamente todos los días.

10. Barrio Judío

Finalmente, otro de los 10 lugares que ver en Praga es el Barrio Judío de la ciudad.  La mayor parte de este barrio fue destrozado en el pasado, pero todavía quedan lugares que vale la pena visitar de esta zona como la Sinagoga Española o el Cementerio Judío.

Cementerio Judío

En este cementerio se encuentran miles de cuerpos enterrados, acumulados en un pequeño terreno. Es muy famoso pues representa la represión que sufrió el pueblo judío. Este fue el único lugar de la ciudad al que se les permitió acceder durante tres centenares de años.

Sinagoga Española

Merece la pena visitar su interior aunque solo sea por el hecho de admirar su iluminación. Se llama así debido a su parecido con el arte morisco de la época musulmana en España.

praga
praga